Saltando al Abismo: Venciendo el Miedo a los Cambios

Check Out OptiLife Unveiled!

=OptiLife Unveiled Promotion
=

Check Out OptiLife Unveiled!

Discover a world of possibilities at OptiLife Unveiled.

Por Aimée Padilla

Haber nacido dentro de un grupo de alto control mental me hizo muy dependiente del mismo y no podía tomar decisiones libremente.

Todo aspecto de mi vida era controlado por ellos: desde como vestirme, que libros leer o con quien podía tener una relación romántica, así que me aterraba ver el futuro porque no tenía una idea concreta del mismo.

Ese futuro estaba lleno de visiones paradisíacas o apocalípticas según fuera mi comportamiento, es decir, si caía en la «debilidad» de ver una película de terror, en la noche oraba a Dios para que me perdonara, y tenía pesadillas de que sería destruida en el Armagedón.

Entonces era parte del grupo y vivía de acuerdo a sus doctrinas, pero vivía con el temor a salirme de allí, me daba miedo volar por mi misma, me daba miedo tomar mis propias decisiones afrontando las consecuencias de mis actos.

Todo esto lo pongo como ejemplo a lo que forjó mi personalidad, ya que a pesar de que dejé atrás a los testigos de Jehová, mi vida entera ha sido un constante temor a los cambios, ya sea en el aspecto laboral o de relaciones personales.

Aferrarme a una vida que no me agrada, lo equiparo a estar atrapada en un laberinto donde la zona conocida se siente segura, pero la salida está en un territorio desconocido. Mi experiencia como testigo de Jehová fue solo el comienzo de mi viaje personal hacia la superación del miedo a los cambios.

Puedo resumir el aprendizaje de lo que viví en los siguientes puntos:

1. La Zona de Confort: La seguridad que ofrece la rutina y la familiaridad puede convertirse en una prisión dorada. En mi caso, la vida dentro del grupo religioso proporcionaba un sentido de pertenencia y estructura, pero también limitaba mi crecimiento personal. Era parte de los clones que forma el culto, en donde todos deben de vestirse de lo que llaman «nueva personalidad» o hablar el «lenguaje puro de la verdad»

2. El Punto de Quiebre: Todos enfrentamos momentos en los que la voz interior se vuelve incesante. En mi vida, el punto de quiebre llegó cuando la Congregación a la que asistía se disolvió, alegando que había poca asistencia cuando no era así. Fue que decidí investigar por mi cuenta y me encontré con que ese grupo que decía «tener la verdad», no la tenía realmente, entonces mi deseo de autenticidad y libertad superó el miedo a las consecuencias. Identificar este momento puede ser crucial para superar el miedo.

3. Saltando al Abismo: Decidir dar el paso hacia lo desconocido puede ser aterrador, pero también es el primer paso hacia la verdadera autonomía. Al abandonar mi grupo religioso, me enfrenté al ostracismo y a la incertidumbre del futuro, pero también descubrí la capacidad de crecimiento y adaptación que yacía en mi interior.

4. Afrontando las Consecuencias: Cada elección tiene sus consecuencias, y enfrentarlas es parte integral del proceso de cambio, en mi caso perdí a mi familia extendida y amigos de toda la vida, pero aprendí a lidiar con las repercusiones de mi decisión, creo que esto fortalece la resiliencia y la confianza en uno mismo.

Así que salir de la zona de confort puede ser aterrador, pero también es el camino hacia la verdadera autenticidad y crecimiento personal. Aceptar el miedo como un compañero de viaje y utilizarlo como motivación puede transformar el proceso de cambio en una experiencia liberadora.